El saludo Shaka es un gesto ya habitual, un clásico saludo entre surfistas de todo el mundo, pero que ha trascendido al propio surf, convirtiéndose en una seña prácticamente universal… 

Comandante de la Fuerza Aérea de EEUU a punto de despegar, recibiendo un saludo Shaka por parte de un miembro del Hawaii Air National Guard. Foto: Tech Sgt. Andrew L. Jackson – 2014

Personas de variadas culturas repiten en muy diferentes contextos este gesto de origen hawaiano, que es utilizado por sus habitantes para referirse a distintas expresiones. Pero en todos lados, el saludo Shaka se reproduce igual: extender el dedo pulgar y el dedo meñique, y al mismo tiempo, mantener cerrados los tres dedos del medio (y a veces, moviendo la mano). 

Llega a significar desde algo parecido a “todo bien”, “hola”, “adiós”, “hasta la próxima”, “gracias”, “derecha” o un modo de comunicar lo mucho que te gusta algo. El saludo Shaka representa, además, el espíritu Aloha, la afinidad y amistad entre las diferentes culturas étnicas que habitan en las islas de Hawaí.

Saludo que forma parte de la cultura local hawaiana, expresando desde gratitud a buena onda…

En estos días, el Shaka aparece entre los emoticones de Whatsapp y hay hasta una cuenta de Instagram dedicada a este icónico ademán, que hoy podemos ver en manos de veteranos, jóvenes, niños, mujeres, entre famosos, estrellas del deporte, políticos, músicos o cualquier otro mortal que simplemente saluda con buena onda, en auténtico son de paz, por más que jamás haya surfeado en su vida.

Origen del saludo Shaka

Es probablemente más fácil señalar los orígenes del gesto que del término, apareciendo este último aparentemente mucho más tarde. Pero “shaka” definitivamente no es una palabra hawaiana“, dice el medio hawaiano StarBulletin.

Los orígenes del saludo o seña Shaka se encuentran difusos, perdidos entre mitos y teorías. La versión que predomina en la tradición local sostiene que se forjó en manos de Hamana Kalili (18 de junio de 1882 – 17 de diciembre de 1958), un waterman hawaiano de Laie, que perdió los tres dedos del medio de su mano derecha, durante un accidente de trabajo en el antiguo molino de azúcar de Kahuku Sugar Mill.

A partir de entonces, Hamana pasó a ser el guardia de seguridad del tren de azúcar que habitualmente viajaba entre Sunset Beach y Kaaawa. Cuentan que siempre estaba tratando de mantener a los niños fuera, que cada tanto saltaban y se colaban desde distintos pueblos por donde el tren pasaba. 

Para avisar que Hamana no estaba mirando y que el camino se encontraba despejado, los niños comenzaron a hacer el gesto, en clara alusión a los dedos que faltaban en la mano de Hamana, compartiéndolo uno con otro. Aunque también se indica que el gesto pudo haber nacido, en realidad, cuando Kalili agitaba su mano incompleta, queriendo echar a los niños que intentaban saltar al tren.

Otros aseguran que su origen, o mejor dicho popularización tuvo lugar entre surfistas de California (el apodo yanqui tan conocido de hang loose). También se menciona que pudo haber sido un gesto realizado por inmigrantes españoles (y llevándose, además, el pulgar a los labios) para indicar su deseo de compartir un trago con los nativos de Hawaí, o incluso una seña de navegación entre marinos y exploradores polinesios.

Existe otra versión, que remite a cuando uno de los primeros surfistas de Hawaii sacó el dedo meñique y el pulgar fuera del agua, luego de ser atacado por un tiburón que arrancó sus otros tres dedos.

David “Lippy” Espinda popularizó las palabras y el gesto, a través de sus comerciales “shaka, brah!”. Y el político hawaiano Frank Fasi incorporó el popular gesto para sus campañas políticas a partir de 1976.

Es el clásico saludo entre surfistas, pero es usado a su vez por paracaidistas, ha sido incluso adoptado en Brasil en el arte marcial Jiu Jitsu, o era el gesto que hacía Ronaldinho cada vez que clavaba un gol…

 

Shaka de Ronaldinho.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.