La infección cerebral causada por la «Ameba come cerebros», Naegleria fowleri, también conocida como meningoencefalitis amebiana primaria, acabó con la vida del surfista Fabrizio Stabile, de 29 años, el pasado 21 de septiembre, a los poco días de surfear en la piscina de olas del Surf Resort de BSR Cable Park en Waco, Texas.

En la web y las redes sociales, anuncian que el surf resort está cerrado por temporada de invierno, pero ni una alusión a la investigación que se está llevando a cabo por la infección cerebral mortal causada por la Naegleria fowleri.

Aunque es más fácil que te toque la lotería, el caso de Fabrizio está sembrando el pánico entre los dueños de piscinas de olas similares, y están tomando medidas para desinfectar las piscinas y ofrecer así un espacio «libre de amebas come cerebros». Ha habido nueve casos de contagio en Texas desde 2005, según el Distrito de Salud Pública del Condado de Waco-McLennan. Los datos, que datan de la década de 1960, muestran entre cero y ocho casos por año en todo Estados Unidos, con cinco casos en 2016, ninguno el año pasado y solamente este en el 2018. 43 veces en Estados Unidos en los últimos 55 años!

La ameba microscópica de vida libre (organismo vivo unicelular) se encuentra comúnmente en agua dulce templada como lagos o ríos, aguas geotermales (naturalmente calientes) como los manantiales de aguas termales, aguas residuales templadas vertidas por plantas industriales, fuentes de agua potable geotermal (naturalmente caliente), piscinas mal mantenidas, con agua clorada al mínimo o no tratadas con cloro, calentadores de agua y en el suelo. La Naegleria fowleri no se encuentra en agua salada como la de los océanos.

Naegleria fowleri generalmente infecta a las personas cuando el agua contaminada entra al cuerpo por la nariz. Una vez que la ameba entra en la nariz, viaja al cerebro donde causa la llamada meningoencefalitis amebiana primaria (PAM), que suele ser fatal (97% de los casos fallecen).

La infección suele ocurrir cuando las personas nadan o bucean en lugares cálidos de agua dulce, como lagos y ríos. En casos muy raros, las infecciones por Naegleria también pueden ocurrir cuando el agua contaminada de otras fuentes (como el agua de piscina inadecuadamente clorada o el agua del grifo calentada y contaminada) entra en la nariz. No puedes contagiarte al tragar agua contaminada con Naegleria.

Fundación Fabrizio Stabile

Foto de Fabrizio facilitada por la fundación.
Foto de Fabrizio facilitada por la fundación.

Los amigos del joven han creado la Fundación Fabrizio Stabile para rendirle un homenaje a su memoria, concienciar a la población sobre esta rara enfermedad y recaudar fondos para luchar contra la extraña dolencia. En esta página página de GoFundMe explican el caso de Frabizio y cómo se desarrollo el peor escenario imaginado.

«Mientras Fabrizio estaba cortando el césped en la tarde del domingo 16 de septiembre, súbitamente experimentó un fuerte dolor de cabeza y decidió acostarse. Cuando se despertó el lunes por la mañana, el dolor no había desaparecido».

Fue su madre quién llamó a Emergencias después de apreciar que apenas podia moverse ni decir palabra. El el hospital lo trataron de una meningitis bacteriana, por los síntomas que tenía, pero Stabile empeoró.

Tras numerosas pruebas, el enfermo dio positivo en Naegleria fowleri, pero ya era demasiado tarde para un tratamiento y falleció el viernes 21 de septiembre.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.