No hace muchos años, los viajes de Surf (Surfaris), eran aventuras a países próximos, Francia, Portugal… largos trayectos en coche o furgoneta, con poca comodidad, muy lejos de las que podemos disfrutar ahora en nuestros vehículos. Guiándonos con mapas de carreteras, nuestro GPS era el copiloto, quien no siempre tenía la certeza de saber por donde íbamos, perderse era habitual y una buena forma de conocer playas que de otra forma nunca hubiéramos conocido.

La información con la que contábamos eran los diarios y reportajes de quienes ya habían visitado anteriormente esos destinos. Con la inocencia de un niño pequeño, llegabas a Anglet, Hossegor y tantos Spots que sólo conocías por revistas y vídeos. No teníamos cultura viajera, todo era nuevo y una aventura, distinta moneda, distinto idioma y buenas olas.

Las bellas e imponentes olas de Rincón, en Puerto Rico.
Las bellas e imponentes olas de Rincón, en Puerto Rico.

Con los años, todo esto ha cambiado, ahora buscamos destinos nuevos que nos lleven a nadie ha ido antes, buscando olas nuevas. Ahora poseemos la información y los medios para viajar. Los viajes se han convertido en parte de nuestra cultura surfística.

Internet ha sido una gran revolución en el Mundo del Surf, ha hecho posible que muchos conozcan este deporte, que podamos disfrutar del día a día de las playas a través de las webcam, de toda la información de una ola, de saber cuando viajar y si tendremos olas. Igual hemos perdido parte de ese aire romántico de aventura, pero viajamos más que antes y eso es lo importante.

Hay más conexiones aéreas, más rápidas y baratas, miles de posibilidades a ir donde nunca pensamos que llegaríamos. Cada año se abren más líneas aéreas, Latinoamérica estás más cerca cada día, nuevos destinos de moda como Nicaragua, contarán con vuelos desde Madrid a través de la Compañía Iberia, esto supondrá un abaratamiento en los apretados bolsos de los viajeros que buscan olas nuevas.

Nicaragua-small

Hoy es el día Internacional del Turismo. Turismo y Surf estan unidos, uno va con el otro en su ADN, y si las administraciones locales y nacionales se dieran cuenta de esto, seguramente tendríamos mejores instalaciones en las playas, parte de ese dinero que va a las arcas gracias al turismo de Surf, repercutiría a los surfistas.

Nos gusta viajar y descubrir, y todos tenemos playas en nuestro mapa de ruta, sin fecha pero con ganas de descubrir. Tu eliges, de a la antigua usanza o a la nueva, pero Viaja!

Dejar una respuesta