La incursión de las piscinas de olas en el mundo del Surf es más que una realidad. Diferentes tecnologías, diferentes empresas trabajando en en el desarrollo de olas perfectas en espacios cerrados, donde de momento la empresa vasca Wave Garden y Kelly Slater Wave Company, llevan la delantera y la voz cantante.

Estaba claro que la posibilidad de realizar una prueba del Circuito Mundial o incluso una prueba oficial de la ISA es más que cercana. No haber tiempos de espera y lo que puede ser más interesante, la presencia de Sponsors y publicidad fija en el recinto, que puede aportar grandes ingresos de dinero, haría que el proyecto tomará visos de realidad.

Hace tiempo que ya hablamos de la posibilidad de si al final, El Surf entra dentro del programa Olímpico, habría más que una real posibilidad de que las pruebas se realizarán en una piscina de olas. Rápidamente Fernando Aguerre Presidente de la Asociación Internacional de Surf salió al paso de estas noticias y lo descarto. Pero la realidad esta ahí y esta claro que de aquí a 4 años, la evolución de las piscinas de olas puede ser abismal.

Desde la ASP la organización del Circuito dice lo siguiente:

“La Oficina del Comisionado de la WSL continúa trabajando junto con todas las tecnologías de piscinas de olas para determinar qué, si lo hay, nivel de compromiso es apropiado. Dicho esto, estamos emocionados con el potencial que estas tecnologías representan”.

Kelly Slater y su equipo trabajaron por 10 años para crear una piscina que generase olas artificiales perfectas. En diciembre de 2015 Kelly publicó un video donde se le veía haciendo las pruebas. De inmediato se volvió viral con millones de vistas, causando furor en el mundo del surf. En su momento él declaró:

“Trabajar en algo durante 10 años…pienso que es algo grande para el surf, si se hace de la manera correcta. Quisimos hacer una ola nivel élite. Viendo eso, esto 100 por ciento positivo que nuestro equipo construyó la mejor ola que nadie ha hecho jamás”.

Las piscinas tendrían algunas limitaciones que aunque se llegue a un acuerdo no lo harían aplicable a corto plazo. La piscina de Kelly tiene un límite de 20 personas en el sitio y es poco probable tener otra piscina lista en 2017. La posibilidad de incluir la piscina en el World Tour están provoca opiniones encontradas entre los surfers, aunque muchos están dispuestos a probarla.
El debate esta abierto.

Dejar una respuesta